De paradojas y utopías 

Otra vuelta de tuerca

“La decisión necesita espíritu de Señor”
Luis XIV, Memorias, XII, p. 60

1).- Un régimen ad hoc

Murat fue un gobernante que trajo del Santo de espaldas como ya hemos dicho. En 2017, su primer año de gestión estuvo marcado por la desgracia. Sequías, tormentas, sismos. En el bienio 2018-2019, se aplazaron proyectos. La prioridad fue la reconstrucción. Un apoyo federal a cuentagotas. Cuando en 2020 se preparaba el despegue del gobierno de resultados vino la pandemia. Tuvimos que lamentar la muerte de más de 6 mil oaxaqueños. Familiares, amigos, colegas. Es cierto, el ex gobernador no se dobló. Más bien tuvo que bogar contracorriente en un mar encrespado. De momento el barco parecía hacer agua. Obras modestas y no las grandes que esperábamos los oaxaqueños. Su legado es, pues, modesto y hasta pobre. Políticamente cuestionado por haber entregado la plaza. En realidad ya era de Morena, pero se entregó capitulando el PRI. Aún así –dijo- buscará la candidatura para “la grande”.

2).- Otra vuelta de tuerca

Con un discurso duro y demoledor en contra del régimen anterior, inició su sexenio el gobernador Salomón Jara. Todo inicio de gobierno no sólo concita expectativas también anhelos y esperanzas. Se combatirá la pobreza, la inseguridad, la corrupción. Habrá crecimiento e inversiones; justicia, equidad, legalidad; transparencia y austeridad. Quien se estrena despliega un catálogo no sólo de buenos propósitos sino de promesas. Aunque en Oaxaca, como una gran comisaría, sólo se dé prioridad a resolver problemas, atajar conflictos, darles embute a los rijosos y violentos o capotear las amenazas a la gobernabilidad y la paz social, incluyendo al Cártel 22. ¿Qué es nuestra entidad, nomás que un amasijo de problemas, viejos agravios, disputas, protestas, marchas? Y eso, hay pleno convencimiento, no se acabará en el nuevo gobierno.

3).- Futurismo desatado

Jara Cruz asumió la gubernatura como una esperanza recurrente de los oaxaqueños de que las cosas mejoren. Sin embargo, hay en el entorno algo que no cuaja y es el futurismo trasnochado de algunos de sus cercanos. Desconocen aún los retos del régimen y se publicitan sin control. Espectaculares, medallones de taxis y camiones. Una publicidad ciertamente grotesca. Contaminación visual. Parafraseando a Rubén Gubern, el manejo irresponsable de una imagen “no es tanto para convencer al espíritu sino para engañar los ojos de incautos”. (Del bisonte a la realidad virtual, Anagrama, Barcelona, 2007, p. 34). ¿Hay que revertir de esta manera una imagen negativa, tejida durante años? ¿Ganar espacios en un ambiente político que rebasa su provincialismo? Es posible.

4).- Un gabinete de arranque

Como se ven las cosas, al menos tres en el gabinete sueñan con la candidatura al Senado. Y no son especulaciones. Laura Estrada Mauro, Antonino Morales y Jesús Romero. Calenturas tempraneras. Un acertijo para el gobernador Salomón Jara. Es la tríada cercana, incondicional y de complicidad política. Ninguno se ha probado aún en la tarea encomendada, pero ya quieren figurar como prospectos hasta para el 2028. Y se mueven porque ya les dieron luz verde, aunque ello represente deslealtad. Otra más que en la Cámara federal ha sido un cero a la izquierda, Irma Juan Carlos, ya levantó la mano: mujer, indígena y en los afectos del que manda.

5).- Gobierno y partido

Jara ha ofrecido gobernar para todos, cual debe ser un gobernante sensato e incluyente. Mal haría en copiar esquemas de intolerancia política que han desdorado por completo al Mesías tropical. O con la falsa creencia de que Morena es todo. Y que bien podría ser un apéndice de su administración. Nadie que conozca la historia ignora que los grandes imperios de la humanidad han caído por los excesos de sus gobernantes. Asumirse infalibles, irrefutables y eternos. Esperemos que no sea al caso de Oaxaca, pues conducir los destinos de una entidad tan diversa y compleja no es cualquier cosa. Es un serio desafío.

BREVES DE LA GRILLA LOCAL:

— Durante 12 años, oaxaqueños y visitantes deploramos de una postal grotesca: la toma de los pasillos del Palacio de Gobierno por indígenas triquis, liderados por Lorena Merino, Reyna y Jesús Martínez y otros. Hay que aplaudir al nuevo gobierno el desalojo, restituir la dignidad de nuestro Centro Histórico y de este espacio público que se convirtió en tianguis y vecindad; mercado de arriendo de espacios y gran negocio. Más de 50 niños (as) nacieron ahí, en ese gran hotel, cocina, baño y vertedero de vicios.

El corolario del desalojo fue la nota diplomática suscrita por Tania Reneaum Panszi, Secretaria Ejecutiva de la CIDH a Luz Elena Baños Rivas, Representante Permanente de México ante la OEA, suscrita el 2 de diciembre de este año. Le informa de la Resolución No. 66/2022, del levantamiento de medidas cautelares a 135 habitantes de San Juan Copala. ¡Caput!

Consulte nuestra página: www.oaxpress.info y www.facebook.com/oaxpress.oficial Twitter: @nathanoax      

Leave a Comment